lunes, 21 de mayo de 2012

En Remojo

64_ Paseaba a la orilla del río.
Aún no hacía calor para bañarse,
más no resistió la tentación.

3 comentarios:

Goyo dijo...

Siempre está bien mojarse... En todos los sentidos.

raindrop dijo...

Oh, playita fluvial ^^
(con su arena y todo)

besos

ATENEA dijo...

Una tentación irresistible, sentir el agua y la arena acariciando los pies.
Abrazos !!!